O los libros de lo inevitable

Tuesday, July 25, 2006

Las cosas que no haría o NUNCA DIGAS NUNCA

Nunca:
me comería algo enlamado
me metería los dedos a la nariz en público
usaría una playera blanca que dijera Sexy o bebe con letras brillosas
me desnudaría a media calle
metería la boca en un charco de agua (conscientemente)
comería mierda (conscientemente, en la comida de la calle lo hago)
trabajaría de oficinista y gritaría en silencio total: ¡cómo estamos? para que respondan todos a coro ¡BIEEEEN!
me pondría un traje sastre rosa
me metería a la boca un insecto
usaría medias negras con zapatos blancos
vuelvo a caminar con zapatillas todo el metro consulado
regalaría mis libros (bueno...)
he entendido cómo es eso del amplio criterio para las edecanes
accedería a dar una clase en preescolar
me pintaría las uñas de rosa
me cogería a un güey sólo porque tiene carro y lana
dejaría de reconocer que soy adicta al trabajo
cobraría o pagaría por sexo (a menos que sea comprando algo, claro)
arrojaría el televisor por la ventana del departamento
respondería cuando alguien por la calle me dijera mamacita o hiciera shh (léase con la baba entre los dientes y aspirando)
me venderé por cuestiones que no me gustan (JAJAJA, estoy a un paso)
le contaré mis sueños (otra vez) a un amigo psicólogo
esperé más de la gente de México (a quién engaño, siempre lo hago).
Eso me recuerda que últimamente, con esto del tiempo libre, he visitado muchas oficinas burocráticas para saldar las deudas pendientes, no falta el personaje malhabido que desesperadamente se aprovecha de los imbéciles como yo y se mete adelante en la fila, o la señora que llegó para organizar el proceso y conoce a Panchito, Don Juan y Doña Sutana y a todos los mete en la fila adelante de ti y se ponen a platicar de todos los que se murieron últimamente por su calle. Hoy que estaba en las oficinas del agua (no sé cómo se llama) estaba un señor que parecía vagabundo, llevaba su bote de pintura comex vacio, para sentarse... cuando avanzaba la fila sólo se recorría moviendo el trasero, arrastrando su botecito y haciendo un pinche ruidero... cuando llegó a la ventanilla gritaba como si la burócrata esa estuviera sorda y (jaja) todos en el chisme... llevaba quince años viviendo en un terreno baldio y quería que le hicieran las instalaciones necesarias para tener agua potable porque la llave le quedaba lejos del lugar donde se dormía. Le hicieron un presupuesto por los 15 años que debía de agua (aunuqe el terreno no era de él ) le dijeron una cantidad de dinero considerable... más de 6 mil pesos, entonces el hombre abrió su bote de galón de pintura y empezó a contar un chingo de dinero, les pago y tramitó su instalación como dios manda...Para entonces yo estaba con cara de pendeja viendo todo, con mis recibos vencidos en la mano y mis doscientos pesotes, ahh y mis zapatillitas porque venía de entrevista de trabajo... cuando llego a la caja, me dicen ¿va a pagar todo el año? Claro -dije, segura, por supuesto, en botes de pintura hay más de 6 mil pesos que a mi no me alcance- 205 pesos dijo la mujer aquella... y tuve que decirle que me bajara un mes porque no traía ni cincuenta centavos más aparte de los 200 con que iba a comprar el mundo...
Insisto, no soy interesada, soy ambiciosa como todos, todos quieren comprarse un bonito libro o comer decentemente un día.... Me alquilo:
Adriana
23 años
Traducciones Inglés, Portugués, Latín, Griego, Japonés
Corrección de estilo
cotejo de edición
clases particulares
lectura de más de 300 palabras por minuto
Talla 5
1.63
buena presentación cuando me baño
universitaria
(canto, bailo(uuff, claro), sé hacer títeres, contar cuentos para dormir, lavar ropa, asar pepitas, hacer palomitas, cocinar, repostería, planchar, lavar vidrios, leer, escribir, contar, sumar, restar, multiplicar, lustrar zapatos, poner discos en tornamesa (qué gran ciencia) también puedo pintar muros, sé soldar, asesorar decoraciones de interiores, ordenar libros alfabeticamente, coser, bordar, rellenar cojines, sobrevivir en un bosque (y en la ciudad) pero lo que mejor sé hacer ante todo, es llorar ¿cómo es que no contratan chillones y quejinches?)
me conformo con 1500 mensuales

3 comments:

El Gran Jesus said...

¿como que nunca arrojarías un televisor por una ventana? ¡debe ser de lo mas divertido!

¡oye, poner discos en un tornamesa tiene su chiste! Me costó trabajo convener a mi papá que me dejara, y cuando me dejó pasó lo que tenía que pasar, rayé el disco... muchos discos (eventualmente los dejé de rayar).

Creo que si había un trabajo donde ponian a llorar a las mujeres en los velorios, no se como se llamaba.

Como sea, mucha suerte. Si yo tubiera una editorial ya te hubiera contratado (si acepttaras aventar televisores por la ventana...).

Chica con ojos de ayer said...

Mi vida, deja que empieze a trabajar y te pongo lo que quieras.

Te abrazo.
Un beso preciosísima.

ceguera marchando said...

Chale, está bien, voy a aventar televisores por la ventana y averiguaré el nombre de ese trabajo.

Y Vi, preciosa, GRACIAS, me consuelan tus felices palabras. Un abrazo feliz (a lo Bob Ross)